[bwl_poll id=”13735″ poll_rand=”1″ opt_rand=”0″ /]

Aprovechándose de la buena voluntad de su familia, un hombre de 22 años de edad, accedía carnalmente mediante engaños a su primo de 7 años de edad, el cual presentaba problemas cognitivos, lo que evitaba que contara lo que estaba sucediendo. Los hechos se empezaron a presentar a principios del año 2020 en el municipio de Barranca de Upía en el departamento del Meta, cuando el joven en esos días tenía 21 años, fue acogido en el hogar de su tío, con el fin de ayudarlo a rehabilitarse del consumo de drogas. Cuando los progenitores del menor de 7 años, salían a trabajar dejándolo bajo el cuidado de su primo; y en repetidas ocasiones, este se aprovechaba de la inocencia y el estado de salud del pequeño para cometer el acto sexual. Los padres nunca sospecharon, de que su sobrino tuviera estas intenciones con su hijo, hasta que el niño se empezó a quejar por lesiones en sus partes genitales y, en medio de su discapacidad trató de contar lo sucedido. A lo que decidieron interponer la denuncia. El hombre, emprende la huida, radicándose en el municipio de Marsella, departamento de Risaralda, donde la Policía Nacional mediante la patrulla del cuadrante, durante actividades de verificación de antecedentes, logra su captura, ya que presentaba orden judicial por el delito Acceso Carnal Abusivo con menor de 14 años, solicitada por la Fiscalía 48 Local de Barranca de Upía, Meta. El hoy capturado fue dejado por los policiales a disposición de la autoridad solicitante, donde le dictan medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro de reclusión.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here