La secretaría de Infraestructura del departamento, una de las abanderadas en la gestión del gobernador Roberto Jairo Jaramillo Cárdenas, encara el 2021 como un año de entrega de grandes obras, de las cuales cuatro se llevan gran parte de la atención, sumando un presupuesto de inversión aproximada de 51 mil millones de pesos.

En la vía Circasia-Montenegro, $24.000 millones; los puntos críticos entre Barragán y Génova, $3.000 millones; la capa asfáltica entre Río Verde y Pijao, $17.000 millones, y la vía Filandia-La India, $7.000 millones, obras que ya están aprobadas, se centrarán los trabajos.

El secretario de Infraestructura, arquitecto Jhon Jáber Castro Mancera, señaló que tienen muchas expectativas con relación a este 2021, después de las dificultades vividas en 2020, calendario en el que recursos del presupuesto destinados a la infraestructura del ente tuvieron que ser desviados para atender la emergencia generada por la pandemia del Covid-19.

Sin embargo, a pesar de dichos escollos, el equipo de trabajo del quinto piso de la gobernación logró sobrepasar la meta en mantenimiento de vías terciarias y dar claridad a algunos proyectos de vías secundarias que estaban atrasados, como el que se firmó con Invías y el Ejército Nacional por $4.000 millones.

Otro logro para destacar de la gestión del Gobierno Departamental son los ajustes confirmados para tres proyectos que así lo requerían: $4.000 millones más para la vía Circasia-Montenegro; $300 millones más para puntos críticos (vía Tarapacá), y $500 millones más para Filandia-La India.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here